Cecilia Arditto Delsoglio

Escenario 360

EspañolEnglish

Mi más intensa gimnasia minimalista se pone en marcha cada vez que tengo que presentar mi ciclo Musique Concrète. No en términos de composición, ya que la obra tiene ya su doble barra, sino en términos de puesta: como organizar los objetos en escena. .Si bien las secciones del ciclo Musique Concrète son austeras en su estética, el conjunto forma un entramado saturado. El espacio de Musique Concrète no es el espacio escénico teatral sino el espacio de una instalación/concierto.  Pensándolo en una retrospectiva, veo que este ha sido también el espíritu de mis trabajos de cámara de los últimos diez años.

Link al proyecto Musique Concréte

Hay una diferencia entre lo teatral clásico y el espacio de tipo instalación. La cuarta pared del teatro, propone un espacio partido: los intérpretes estean obligados a actuar en dos dimensiones y media. Los músicos, si bien son tridimensionales pero siempre se ubican de coté, como en las comedias de la tele, donde un familión está sentado sumamente apretado en un sólo lado de la mesa para no tapar a la cámara que los filma.

La idea de un espacio conceptual más amplio, más 3D me permite patear el tablero de la caja italiana y volver a ubicar los objetos en un un espacio que es de otra índole.

Mis obras no son instalaciones ni improvisaciones. Son eventos manifiestamente performativos, a ser producidos en vivo. Su cualidad performativa no significa que no puedan a su vez compartir un concepto de curaduría más cercano a las artes plásticas que la idea de puesta que propone el espacio dramático del teatro.

Leave a Comment

Your email address will not be published.